Community Health Systems es uno de los administradores  de hospitales más importantes de Estados Unidos y ayer anunció que hackers habían robado cerca de 4.5 millones de registros con nombres, direcciones, fechas de nacimiento, números de teléfono y números de seguridad social.

La compañía indicó que los ataques que provocaron este robo de información habrían ocurrido entre abril y junio de este año y que los hackers habrían tenido acceso a la información de cualquier persona que haya recibido atención de cualquier médico afiliado al sistema que opera en 29 estados de USA. Además se aseguró que entre la información robada no estarían los registros médicos.

A través de un trabajo realizado con la firma de ciber seguridad Mandiant, se pudo establecer el origen del ataque en China, además de detectar que los hackers usaron malwares y tecnología altamente sofisticada para atacar directamente a los sistemas de la compañía. Los expertos de Mandiant señalaron que este tipo de ataques suelen estar dirigidos a propiedad intelectual para obtener información  sobre dispositivos médicos o desarrollo de nuevos equipos, pero en esta oportunidad fueron directo a los registros personales de los pacientes.

Community Health System s ofrecerá protección contra el robo de identidad de cualquier paciente cuyos datos hayan sido robados.

En Estados Unidos la preocupación es evidente, pues, este parece ser sólo uno de una larga lista de infracciones similares que han dejado a los consumidores vulnerables al robo de identidad o a fraudes a través de tarjetas de crédito. Esto ha llevado a los propios usuarios a preguntarse cuánta de la información que entregan está realmente protegida de los hackers y hasta qué punto no se podrían ver perjudicados. Crees que en Chile podría suceder algo similar?

Periodista en Hostname (www.hn.cl)

Visita mi perfil en Google Plus